Todo sobre insectos

Fumigación de chinches

[Total: 1   Promedio: 5/5]

Como ocurre con todas las plagas, la eliminación total de la infestación de chinches requiere un esfuerzo exhaustivo e implacable. Aunque las chinches no suponen ningún peligro para la salud, son un espectáculo molesto e incluso embarazoso. En la fumigación de chinches lo que se busca es exterminar de manera definitiva y al 100% a las chinches de cama y para ello se necesita un exterminador de chinches que mate a estas plagas en todas sus fases de desarrollo, incluida la fase de huevo. La fumigación como medida de control de chinches ha demostrado ser la más eficaz para las infestaciones extensas.

Sabemos muy bien lo estresante e incómodo que puede ser tener un problema de control de plagas, y a veces el problema es tan grave que el método recomendado de acción es la fumigación. Aunque el tratamiento térmico suele ser nuestro método preferido de control de plagas, la fumigación sigue siendo muy eficaz contra una serie de plagas, incluyendo chinches, polillas y cucarachas.

Antes de hablar de la preparación de la fumigación, es importante entender qué implica el proceso de fumigación y en qué se diferencia del tratamiento térmico. Ambos procedimientos son muy similares en su preparación, ejecución y resultado. Ambos están diseñados para erradicar por completo las plagas exponiéndolas a un entorno altamente inhóspito durante un largo periodo de tiempo. La diferencia es que el tratamiento térmico utiliza calor intenso y la fumigación utiliza pesticidas químicos. El tratamiento térmico suele ser más rápido y los residentes pueden volver a sus casas antes, por término medio, porque no tienen que esperar a que se eliminen los productos químicos tóxicos tras el procedimiento.

Cosas que hay que evitar

Al preparar nuestra casa para la fumigación, algunas personas deciden trasladar algunas de sus pertenencias de su casa a la de otra persona para protegerlas de los productos químicos. Esto es un error por dos razones principales. Por un lado, hay una alta probabilidad de que, si tenemos una infestación de plagas que requiere la fumigación, como las chinches, entonces es probable que estos artículos que estamos retirando estén infestados. Por lo tanto, trasladarlos a la casa de un amigo o vecino puede contagiarles la infestación.

Además, cuando llevemos los artículos de vuelta a nuestra casa después de la fumigación, si están infestados, simplemente estaremos reintroduciendo las plagas en nuestro hogar. Estaremos deshaciendo todo el trabajo que acabamos de pagar. A continuación, se explica la forma correcta de actuar.

Limpieza y eliminación

Dos aspectos importantes de la preparación para la fumigación son la limpieza y la eliminación. Los artículos que son objetivos obvios para las chinches, las pulgas y otras plagas, como las sábanas, las toallas, la ropa y los juguetes de peluche, deben lavarse en el nivel más alto posible (es decir, lo más caliente posible sin causar daños). A continuación, deben colocarse inmediatamente en bolsas de plástico y mantenerse separados de los demás artículos de nuestra propiedad.

En el caso de los artículos domésticos que no se pueden lavar, como los libros y los artículos eléctricos, debemos inspeccionarlos y limpiarlos bien para asegurarnos de que están libres de plagas, y después meterlos en bolsas de plástico. Esto los protegerá de los productos químicos utilizados durante la fumigación. Si lo preferimos, podemos sacar estos artículos de la propiedad durante el procedimiento si tenemos espacio para guardarlos.

Para otros artículos que son demasiado grandes para lavarlos o sacarlos de nuestra casa, como las camas y los sofás, debemos aspirarlos cuidadosamente. Al hacerlo, eliminaremos las plagas muertas y los huevos, y es probable que también eliminemos algunas plagas vivas. Esto facilitará el proceso de fumigación para erradicar completamente nuestro problema de plagas. Aspiremos todo el suelo -en todas las habitaciones- y lavemos los suelos de madera o de baldosas con una fregona, agua caliente y jabón. Tenemos que deshacernos cuidadosamente de los residuos de la aspiradora: si es posible, colocándolos en una bolsa doble y sacándolos de nuestra casa inmediatamente.

También hay que tener en cuenta que cualquier planta doméstica que tengamos muere durante el proceso de fumigación debido a los productos químicos y a la falta de oxígeno. Por lo tanto, es importante inspeccionarlas y retirarlas temporalmente del lugar. Si tenemos un jardín, es buena idea guardarlas allí hasta que termine el tratamiento.

Arreglemos la casa

Nuestra casa debe estar preparada para que la fumigación sea lo más eficaz posible. Es importante reducir el número de escondites que las plagas pueden utilizar durante el tratamiento; esto garantiza que las plagas estarán adecuadamente expuestas a las toxinas durante todo el proceso. Para ello, hay que alejar la cama, los armarios y otros muebles grandes de las paredes. Esto permite que los controladores de plagas inspeccionen la zona y que los productos químicos lleguen a cada centímetro de nuestra casa que necesite ser tratado. Si tenemos animales domésticos, las jaulas o la ropa de cama (cojines, mantas, etc.) deben dejarse al aire libre para que también reciban el tratamiento. Si lo preferimos, podemos deshacernos de la ropa de cama de nuestra mascota y comprar artículos nuevos una vez finalizada la fumigación.

 

Todos los derechos reservdos. Contenido redactado con el único objetivo de informar al usuario. Usted es el único responsable de lo que suceda al seguir estas instrucciones. Algunos de los enlaces que se incluyen pueden ser de afiliación.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Temas de ayuda:

Cucarachas bebés
Cucarachas bebés

Nunca es una buena señal encontrar una cucaracha en casa, ya que eso suele significar que sus hermanos también están presentes. A menudo, la clave para prevenir y controlar las infestaciones de cucarachas es la detección temprana. Es importante entender cómo se...

Cucarachas: lo que necesitas saber
Cucarachas: lo que necesitas saber

Las cucarachas son muy eficaces para adaptarse a diferentes situaciones, pero necesitan cuatro recursos básicos para sobrevivir y desarrollarse: comida, agua, calor y refugio. Por eso viven en sitios donde esos 4 recursos los tengan disponibles. Hay más de 3000...

Control de roedores
Control de roedores

En un entorno urbano o rural los seres humanos convivimos muy de cerca con varios tipos de roedores que intentarán acceder a nuestro espacio en busca de alimento y refugio. En las ciudades, los roedores, más concretamente las ratas, viven en la red de alcantarillado...

Daños ocasionados por roedores
Daños ocasionados por roedores

Cualquier infestación por ratas o ratones nos puede producir muchos inconvenientes que suelen resultar difíciles de eliminar y de volver a la situación anterior de no infestación. Los diversos daños que nos pueden ocasionar los roedores en caso de infestación van...